Unstoppaball

Advertising campaign

Play .

Antecedentes:

El Mundial de fútbol de 2022 se celebra en un país que no respeta los Derechos de las Mujeres.

 

Necesidad:

Visibilizar y denunciar la situación de las mujeres en estos países y evitar que tras el Mundial caiga en el olvido. Fomentar el empoderamiento femenino y conseguir que los derechos que las mujeres han disfrutado por primera vez en este Mundial de Qatar no desaparezcan cuando termine.

 

Propuesta:

Crear un balón de fútbol recubierto de pelo de mujer (en un guiño a las protestas vistas en Irán), el mismo que muchas de ellas ni siquiera pueden mostrar en público en países como Qatar y otros de su entorno. Un balón que se convierta en un símbolo para que nadie olvide esta situación y nuestro deber de erradicarla de una vez por todas. Un balón con el que nadie habría querido jugar este Mundial y con el que realmente no se podría haber jugado nunca. Un balón que seguirá rodando para generar conversación y despertar conciencias.